Adiós a los bancos – Miguel Ángel Fernández Ordóñez

Por Revisar

¿Qué razón hay para impedir a los ciudadanos el acceso a depósitos públicos y seguros? ¿Qué lleva a los estados a proteger a los bancos privados en vez de fomentar competencia e incentivar la innovación? ¿Dónde estriba la fragilidad de los depósitos en los bancos privados?

La gran crisis de 2008 puso de manifiesto la debilidad del dinero usado en los países desarrollados. Millones de trabajadores arrojados al paro y millones de euros dedicados a salvar los bancos son algunos de los daños gigantescos que causan las crisis bancarias. El diagnóstico mayoritario atribuyó la crisis a un mal funcionamiento de los mercados, que llevó a un aumento aún mayor de las regulaciones y de la protección de los bancos.

Fernández Ordoñez presenta la visión, diametralmente opuesta, de otros economistas que defienden que el sistema actual de dinero privado es muy frágil y que sus problemas no podrán resolverse con más regulaciones. Estos estudiosos proponen usar el dinero público y seguro que ya existe: los depósitos en los bancos centrales.

El tsunami de la digitalización y de las nuevas tecnologías también está exigiendo la liberalización de las actividades bancarias, y hoy se cuestiona con fuerza el sistema actual del dinero y la banca. Este libro, por su sencillez y claridad, ayuda a entender este debate.

Sobre el Autor.

Miguel Ángel Fernández Ordóñez (Madrid, 1945) es un economista y funcionario español, que ha formado parte de diversos gobiernos socialistas. Fue gobernador del Banco de España entre 2006 y 2012.

Es licenciado en Derecho y Ciencias Económicas por la Universidad Complutense de Madrid. Es funcionario de carrera, perteneciendo al Cuerpo de Técnicos Comerciales y Economistas del Estado. Se lo considera encuadrado en el ala más liberal del socialismo.

Durante la Transición, militó en Convergencia Socialista Madrileña (uno de los partidos que componían la Federación de Partidos Socialistas).7? Ya durante los primeros gobiernos de Felipe González fue secretario de Estado de Economía y secretario de Estado de Comercio.

Posteriormente, fue director Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional, para más tarde ocupar algunos cargos en empresas públicas. En 1992 fue nombrado presidente del recién creado Tribunal de Defensa de la Competencia. Allí impulsó políticas liberalizadoras como libertad de horarios comerciales y la de los colegios profesionales.

Entre 1995 y 1999 pasó a ocupar el puesto de presidente de la Comisión del Sistema Eléctrico Nacional (antecedente de la actual Comisión Nacional de Energía). Posteriormente fue asesor del Grupo PRISA (editor del diario El País, en donde fue columnista de la sección de economía) y director del programa económico Hora 25 de los Negocios en la cadena SER. Desde 2004 era secretario de Estado de Hacienda y Presupuestos en el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, a las órdenes del ministro de Economía, Pedro Solbes.

El 7 de marzo de 2006 cesó como secretario de estado para ser propuesto como consejero y miembro de la comisión ejecutiva del Banco de España. Esta designación es el paso anterior a su designación como gobernador en sustitución de Jaime Caruana, cuyo mandato terminó en julio de 2006.


Descargar PDF Descargar EPUB Leer en Línea

Sin Comentarios

Deja un Comentario