El angelito desaparecido – Anthony Gilbert

Por Revisar

El angelito desaparecido.

Angela Toni, de solo nueve años, lleva varios días desaparecida, y el hijo de Wilfrid Hersey, Ben, está bajo sospecha. Hersey conoce al detective Arthur Crook, cuya sangre hierve al pensar en un asesino de niños.

Pero a medida que Crook profundiza, descubre que la noche en que Angela desapareció fue también la noche en que encontraron a un hombre no identificado en Hangman’s Alley, un atajo que la niña habría tomado de camino a casa.

Y tendrá lugar otro asesinato antes de que Crook finalmente descubra la verdad.

Sobre el Autor.

Anthony Gilbert (Upper Norwood, Londres, Inglaterra, 15-2-1899 – Londres, Reino Unido, 9-12-1973), es el seudónimo bajo el que la escritora inglesa Lucy Beatrice Malleson publicó su obra. También utilizó el alias de Anne Meredith y publicó una novela negra y una autobiografía Three-a-Penny, (1940) bajo este nombre.

Se educó en el St. Paul’s School, en Hammersmith. Cuando en 1914 su padre, corredor de bolsa, perdió el trabajo, la autora tuvo que trabajar como mecanógrafa en la Cruz Roja, en el Ministerio de Alimentación y en la Asociación del Carbón. A los 17 años publicó sus poemas en Punch y en otros semanarios literarios.

Su primer libro bajo el nombre de Keith J. Kilmeny, The Man Who Was London, vio la luz en 1925. En 1927 y bajo el seudónimo de Anthony Gilbert, publicó The Tragedy at Freyne, novela en la que aparecía el personaje de Egerton Scott, un joven dirigente político que resolvía crímenes.

Pero su creación más famosa es el abogado detective Arthur G. Crook, que se distinguía de sus coetáneos, detectives-aristócratas, por ser un vulgar abogado cockney con una oficina caótica situada en la parte superior de un edificio miserable, en una zona de mala reputación de la ciudad. La primera novela protagonizada por este personaje apareció en 1936 y la última en 1974.

Las notas características de las obras de esta autora son unas tramas ágiles con interesantes personajes secundarios, acción inteligente y diálogos entretenidos.


Sin Comentarios

Deja un Comentario