Eros y magia en el Renacimiento – Ioan P. Culianu

Por Revisar

Eros y magia en el Renacimiento: 1484.

Eros y magia en el Renacimiento es un apasionante estudio sobre la imaginación en el Renacimiento y los cambios provocados después por la Reforma. El autor arranca de las teorías neoplatónicas de Pico de la Mirandola, Marsilio Ficino o Giordano Bruno, para considerar la magia como una ciencia del imaginario, retratando de paso «al gran manipulador», el mago renacentista. Culianu sostiene que la magia, en su más alto grado de desarrollo, es un método de control tanto del individuo como de las masas, que se funda en un conocimiento profundo de las pulsiones eróticas personales y colectivas.

A través de la imaginación todo puede ser manipulado; de ahí que el autor no sólo reconozca en la magia a un remoto antecesor del psicoanálisis sino, además, de la psicosociología aplicada y de la psicología de las masas. Pero la Reforma, y más tarde la Contrarreforma, impusieron con éxito una radical censura del imaginario, que consiguió acabar con la magia. Censura, según Culianu, que permitió el surgimiento de las ciencias exactas y de la tecnología moderna.

Sobre el Autor.

Ioan Petru Culianu o Couliano (5 de enero de 1950 – 21 de mayo de 1991) fue un historiador de la religión, de la cultura y de las ideas, filósofo, ensayista político y escritor de cuentos rumano. Fue profesor de historia de las religiones en la Universidad de Chicago desde 1988 hasta su muerte, habiendo enseñado previamente historia de la cultura rumana en la Universidad de Groninga.

Experto en gnosticismo y magia renacentista, fue alentado por el también historiador rumano Mircea Eliade, con el que llegaría a forjar vínculos de amistad, aunque gradualmente se distanciaría de su mentor. Culianu publicó un trabajo seminal sobre la interrelación de lo oculto, eros, la magia, la física y la historia.

Culianu fue asesinado en 1991. Se ha especulado que su asesinato fue consecuencia de su visión crítica de la política nacional rumana. Algunas facciones de la derecha política rumana celebraron abiertamente su asesinato. La Securitate rumana, que una vez criticó como una fuerza “de estupidez de época”, ha sido también sospechosa de haber estado involucrada y de usar frentes de títeres de la derecha como tapadera.


Sin Comentarios

Deja un Comentario