Todas las cosas brillantes y hermosas – James Herriot

Por Revisar

Todas las cosas brillantes y hermosas, estrofa de una poesía del poeta decimonónico inglés Cecil F. Alexander que exalta las maravillas de la Creación, es la tercera entrega de las aventuras del veterinario James Herriot en los valles del Yorkshire occidental; de nuevo, por sus páginas desfilan las pequeñas tragedias cotidianas de la enfermedad, tragedias que, cuando se desarrollan en seres tan desamparados como los animales —hasta 1948 no era precisa ninguna titulación para ser «médico de animales»—, exigen sinceros sentimientos de compasión.

Pero esta obra también es una descripción de la vida rural, con sus característicos personajes, su psicología, problemas y esperanzas. Y es que quizá para el autor todos ellos constituyen distintos planos de su propia experiencia vital, dignos de ser percibidos con cariño y respeto. Por su ternura, su atinada descripción de personas y cosas y su sentido del humor, esta obra es ese tipo de lectura que, además de no poder abandonarse, deja una grata sensación de armonía.

Sobre el Autor.

James Alfred Wight (Sunderland, 3 de octubre de 1916-Thirsk, 23 de febrero de 1995), veterinario y escritor inglés.

Vivió en Glasgow, en Escocia. Hizo estudios en la Yoker Primary School y en la Hillhead High School. En 1939, con 23 años, se diplomó en cirugía veterinaria en el Glasgow Veterinary College. Al año siguiente ejerció de veterinario de campaña en Thirsk, Yorkshire del Norte, donde pasó el resto de su vida. El 5 de noviembre de 1941 se casó con Joan Catherine Anderson Danbury, de la que tuvo dos hijos, James, que será también veterinario, y Rosie, que seguirá la carrera de medicina.

En 1969 escribió If Only They Could Talk, el primer libro de una serie semiautobiográfica que trataba sobre su oficio de veterinario en la Yorkshire de los años cuarenta y su vida en la RAF durante la II Guerra Mundial.

En sus libros se presenta con el pseudónimo de James Herriot, y cambia el nombre de su villa de Thirsk a Darrowby, pues la ley inglesa prohíbe la publicidad para los veterinarios.

Sus libros, de lenguaje llano y sencillo, están llenos de anécdotas cómicas e incidentes representativos de la vida de un veterinario y alcanzaron un éxito inmenso; fue uno de los autores más vendidos en el Reino Unido y los Estados Unidos, a pesar de lo cual siguió practicando la veterinaria hasta su muerte junto a su colega Donald Sinclair (llamado Siegfried Farnon en los libros de Herriot).

En cuanto a su hermano Brian, veterinario también, le dio en sus obras el nombre de Tristan Farnon.

Sus libros fueron adaptados al cine en dos ocasiones y a la televisión en una serie de la BBC (All Creatures Great and Small, Todas las criaturas grandes y pequeñas).


Descargar PDF Descargar EPUB Leer en Línea

Sin Comentarios

Deja un Comentario