Trabaja con personas difíciles – Hélène Nguyen Gateff

Por Revisar

Trabaja con personas difíciles.

Las claves para no perder los nervios.

Trabajar con personas difíciles no es tarea simple. De hecho, tratamos a diario con personas con las que nos cuesta entendernos, y muchas veces se trata de nuestros propios compañeros de trabajo. El mundo de las relaciones interpersonales en la oficina es complejo, pero si te armas con las herramientas apropiadas y logras reaccionar de manera constructiva, ganarás en autoconfianza y verás cómo esas relaciones conflictivas se suavizan.

¿Tu superior tiene maneras de dictador y no sabes cómo hacerle frente? ¿Quieres evitar que relaciones tóxicas perturben tu trabajo y te desestabilicen? ¡Nunca es tarde! Por eso te invitamos a descubrir cómo impedir que estas personas se interpongan entre tú y tu objetivo.

Te ofrecemos las claves para:

  • tratar con personas difíciles en el ámbito laboral y no dejar que te desestabilicen ni que te pongan contra las cuerdas;
  • emplear técnicas como el análisis transaccional, que te permitirá conocer los estados del yo, o la Comunicación No Violenta, con la que lograrás transmitir tus mensajes sin agresividad, sumisión ni huida;
  • definir tu estrategia para enfrentarte a personas ansiosas, desconfiadas, hiperemotivas, perfeccionistas, narcisistas y perezosas y lograr que todos salgan ganando;
  • evitar los conflictos que no llevan a ninguna parte y no perder de vista tu objetivo;
  • etc.

¿Preguntas frecuentes?

  • ¿Por qué nacen los conflictos?
  • ¿Los conflictos son ineludibles?
  • ¿Tengo que hacer concesiones?
  • ¿Me interesa enfadarme de vez en cuando en el trabajo?
  • ¿Por qué este compañero muestra una actitud diferente dependiendo de si estamos solos o en grupo?
  • ¿Por qué mi relación con los demás sufre altibajos?
  • ¿Cómo es posible que siempre me toquen compañeros difíciles?
  • ¿Por qué nunca me llevo bien con mis superiores?
  • ¿Podemos cambiar a las personas?

Las relaciones humanas no son sencillas. Todos los días nos cruzamos con personas con las que nos cuesta entendernos. Por desgracia, no elegimos nuestras relaciones profesionales, pese a que pasamos mucho tiempo con nuestros compañeros de trabajo.

Con algunas personas, las relaciones son cómodas, harmoniosas y constructivas de forma natural. Este tipo de relación no precisa de ningún esfuerzo especial. Sin embargo, con personas más difíciles, es necesaria una actitud proactiva. Aceptar este esfuerzo necesario es un primer paso fundamental. Pero ¿por qué debería dedicar tiempo y energía a la gestión de esta relación cuando es esa persona la que constituye un problema? Podemos rebatir esta cuestión, indudablemente legítima, con la célebre máxima de Gandhi: «Sé el cambio que quieres ver en el mundo» (Maxwell 2017, cap. 1). El que quiera que las cosas cambien debe ser el motor del cambio, ¡y esto también es aplicable a la oficina! Si tu objetivo es salir de una o varias relaciones tóxicas, toma las riendas del asunto y hazte con las herramientas necesarias para lograrlo.


Descargar PDF Descargar EPUB Leer en Línea

Sin Comentarios

Deja un Comentario