Granja de malditos – Ralph Barby

Por Revisar

Las cabezas humanas penetraron en la cabaña como si fueran proyectiles lanzados con las manos. Eran proyectiles sanguinolentos, con los ojos abiertos y las mandíbulas caídas, mostrando sus hileras de dientes como prestos a hacer presa en algo o en alguien.

Aquello parecía una alucinación. Las cabezas cortadas iban de un lado a otro y varios fueron los jóvenes que resultaron golpeados por las diabólicas cabezas que volaban sin orden. Se producían horrorosos chasquidos de huesos que helaban la sangre, era como si un vendaval las moviera.

Rompían todo contra lo que chocaban, había que protegerse con brazos y manos para evitar ser golpeados mortalmente por aquellas cabezas que eran como proyectiles. Tres cabezas cayeron en medio del fuego que crepitaba y quedaron quietas sobre los troncos que ardían.

Los cabellos se inflamaron. Resultaba dantesco presenciar el achicharramiento de las cabezas cortadas, que comenzaron a ennegrecer. Los ojos reventaban mientras por boca, nariz y orejas escapaban humores de repugnante y estremecedora visión…


Descargar PDF Descargar EPUB Leer en Línea

Sin Comentarios

Gracias.

cadizsf dijo:30 Ago. 2019
Responder a este comentario

Deja un Comentario