La tara del Papa – Gustavo Álvarez Gardeazábal

Por Revisar

La tara del Papa.

Siempre he pensado que en esta, su primera novela de largo aliento, Gustavo encontró el tono y el estilo que le son inconfundibles: profético, cuestionador e hiperbólico. Por eso no deja de extrañar que «La tara del Papa» haya permanecido tanto tiempo agotada, por fuera de edición, casi desconocida por la crítica.

Desde que la imprimió por primera vez la Compañía General Fabril Editora de Buenos Aires en 1972, y luego Plaza y Janés en 1976, hasta ahora, han transcurrido treinta y cinco años de silenciamiento, siendo que ella ayuda a consolidar lo que se denomina el ciclo de Tuluá.

Desde su publicación hasta la de «El Bazar de los Idiotas» en 1974 habían pasado solo dos años y ya Álvarez Gardeazábal había constituido un espacio vital donde los hombres se convulsionaban en medio de una crisis: la violencia. Pero, la violencia iba intrínsecamente ligada a un espacio: Tuluá, que en sus novelas adquiere la categoría de personaje colectivo, de memoria arquetípica que la mayoría de las veces se transmite por tradición oral.

Representa el lugar de sus raíces, también el de sus inquietudes e idealizaciones, paraje a la vez mítico y mágico que trata de explicar a lo largo de su proceso escritural, recogiendo las costumbres, las creencias del terruño, las milagrerías, para finalmente crear un complejo viviente que no concluye en cada novela sino que se desparrama a otros libros. De allí el término de ciclo, para captar esa reiteratividad.

Sobre el Autor.

Gustavo Álvarez Gardeazábal (Tuluá, 1945) ha dedicado su vida literaria a hacer la radiografía de la realidad colombiana de la segunda mitad del siglo veinte. Sus obras contienen, con prosa desbocada, la visión más crítica de las distintas manifestaciones del poder. La religión, los latifundistas, los políticos, los narcotraficantes, todos han desfilado caricaturizados o perfilados, ridiculizados o controvertidos. Sus novelas nan sentado precedentes en la literatura y abierto puertas novedosas. Sus ensayos sobre política resultaron a mas de agudos, proféticos.

Novelas: Piedra pintada (1965), Cóndores no entierran todos los días (1972) (La adaptación cinematográfica fue dirigida por Francisco Norden), La boba y el Buda (1972, ganadora del Premio Ciudad de Salamanca), Dabeiba (1972), finalista del premio Nadal, 1971, La tara del Papa (1972), El bazar de los idiotas (1974) (Adaptada como telenovela), El titiritero (1977), Los míos (1981), Pepe botellas (1984), El Divino (1986) (Adaptada como telenovela en 1987 por Caracol Televisión), El último gamonal (1987), Los sordos ya no hablan (1991), Las cicatrices de Don Antonio (1997), Comandante Paraíso (2002), Las mujeres de la muerte (2003), La resurrección de los malditos (2008), La misa ha terminado (2013). Escritos: El gringo del cascajero (1968) Cuentos del Parque Boyacá (Cuentos, 1978), Manual de crítica literaria (Divulgación, 1978), Perorata(1997), La novela colombiana entre la verdad y la mentira (Ensayo, 2000) (Escrito en la cárcel para obtener rebaja de pena), Prisionero de la esperanza (Crónica, 2000), Se llamaba el país vallecaucano (Ensayo, 2001)


Descargar PDF Descargar EPUB Leer en Línea

Sin Comentarios

Deja un Comentario